Etiquetado: nature

Motivo número 10 para la “Captura y Suelta”

Aprovecho el tirón del reciente artículo de Estefanía Gómez (@EstefiGmez) para retomar la enumeración de motivos para la captura y suelta.

Hay muchos factores que influyen en las poblaciones de peces de nuestros ríos, pero desde luego la práctica de la captura y suelta es la única respuesta directa e inmediata que podemos ofrecer el colectivo de pescadores. No solo eso, sino que es la más eficiente alternativa que depende única y exclusivamente de nuestra voluntad. Sin necesidad de apelar a ninguna administración, sin tener que movilizar a colectivos, ni concienciar a ciudadanía, ni luchar contra los atentados ecológicos de hidroeléctricas o cuencas hidrográficas.

Primero eso, con carácter de urgencia, y luego ya podremos avanzar en la lucha contra los contaminadores y destructores de nuestros ríos. Esperar a que los acontecimientos sucedan en orden contrario, echando balones fuera, como si nuestro impacto directo fuera mínimo, y nuestro esfuerzo fútil, en la lucha por la recuperación y el futuro de la pesca, es una actitud cuanto menos aterradora… pues demuestra un vacío y desprecio total, en el que no se está dispuesto a renunciar a llenar el arcón… aunque con ello condenemos nuestro futuro.

Vídeo: Los Pirineos

Para los que hemos estado allí, no es necesario entrar en demasiados detalles sobre la belleza de los Pirineos; probablemente uno de los paisajes más hermosos de nuestra geografía. Para los que aún no tengáis la suerte de conocerlos, sin duda alguna el nuevo vídeo de O2Natos os ayudará a motivaros para tomar la iniciativa… tanto si es con la caña a cuestas como sin ella.

Tengo ganas de volver… ¡pero con mi caja de moscas esta vez!

Video: Suéltalo

Un 10 al gobierno Chileno por la producción y promoción de este video.

Destino: Lake Tahoe

South Lake TahoeA más de 9.000 kilómetros de casa, lejos de la familia, y con muchas horas de trabajo, stress y jetlag sobre los hombros, la visita a “Lake Tahoe” del fin de semana iba a ser el momento esperado para darle un poco de vida a un aburrido viaje de negocios.

No, no es que mis compañeros sean también aficionados a la pesca y hubiesemos planificado juntos una escapada para realizar unos lances (¡ojalá!). En California decir South Lake Tahoe también es sinónimo de vacaciones para esquiar si es invierno, deportes acuáticos si es verano y perder dinero en los casinos. Esto último durante 365 días al año, da igual si hace frío o calor.

Los casinos tienen un aire casposo exquisito. Vamos, al límite de lo Vintage. Moquetas de motivos cutre-florales que durante años tal vez (solo tal vez) hayan han absorvido más tabaco que los tertulianos de “Que grande es el cine”. Croupiers y camareras que poco tienen que ver con lo que se ve durante la rutina diaria de James Bond. Y un ambiente selecto… Muy divertido, sobretodo para pasar el tiempo una vez caía la noche (muy pronto en invierto).

El día logicamente invita a disfrutar de una naturaleza sencillamente espectacular. El invierno, con un manto de nieve cubriendo todo, ofrece unas impresionantes imágenes del lago Tahoe. Las aguas paradas en la superficie y el color azul cobalto le confieren una atmosfera irreal, como si en lugar de agua la superficie fuera una inmensa película radiográfica que se extiende kilómetros y kilómetros. El paisaje es de los que dejan sin aliento, pero los que estamos atrapados por este veneno solemos ver lo que otros no se paran a observar: analizamos las reculas, los cambios de color de agua, accesos a la orilla, cortados… mientras desesperadamente buscamos siluetas dibujadas sobre la superficia, en busca de movimiento. Si el destino permite que vuelva a poder estar allí en época estival será un pecado no contratar los servicios de alguno de los numerosos guías para recorrer en barco las aguas del lago Tahoe… en busca de sus tesoros.

South Lake Tahoe

Video: Waypoints

Tenemos una superproducción entre manos, despliegue de medios y recursos para un proyecto ambicioso. Tal y como los describe la productora:

Waypoint es el más exótico, ambicioso y profundo largometraje jamás creado por Confluence. Rodado alrededor del mundo tanto en aguas continentales como saladas, las localizaciones incluyen la pesca de lenguados en el atolón de San Brandon en el océano Índico, la pesca de truchas en la Patagonia chilena, la costa sudeste de Alaska en busca de los Steelhead, los Mahseer dorados de los ríos del Himalaya en la India, y la jungla de Venezuela con sus payaras dientes de sable.